Podcasts de historia

Museo Arqueológico de Arles

Museo Arqueológico de Arles

El Museo Arqueológico de Arles, conocido como Musée de l'Arles et de la Provence Antique, exhibe una variedad de artefactos de yacimientos arqueológicos en Arles y en la región circundante.

Desde piezas funerarias prehistóricas hasta estatuas romanas y mosaicos de los sitios cercanos, como el Teatro Romano de Arles, el Museo Arqueológico de Arles es un buen lugar para obtener una visión general de la historia de la ciudad. La visita se puede realizar cronológicamente o por tema y las visitas guiadas están disponibles todos los domingos a las 15:00 horas (todos los días de julio a agosto).

Historia del Museo Arqueológico de Arles

El Museo Departamental de la Antigua Arles se construyó en el lugar del antiguo circo romano en 1995 para albergar las ricas colecciones arqueológicas de una de las ciudades más bellas de Bocas del Ródano.

La ciudad de Arles tiene una larga historia de interesantes monumentos y artefactos que han capturado la curiosidad de la población. En 1614, se organizó la primera presentación de una colección pública de antigüedades en la "Casa Común". La conciencia pública sobre el patrimonio se afirmó en el siglo XVII cuando un decreto ordenó que se depositara en este lugar el producto de cualquier descubrimiento.

La construcción del Ayuntamiento ofreció un espacio expositivo en el vestíbulo de entrada que albergó la primera colección pública de la ciudad.

Esto permitió conservar obras importantes, ahora expuestas en el museo, como el torso de Aiôn o la estatua de Medea. Étienne Dumont creó un museo real en el sitio en 1784 que, lamentablemente, fue saqueado durante la Revolución. En 1805 un edicto imperial estableció un museo que tomó forma en la iglesia de Sainte-Anne bajo la Restauración.

En 1936, la falta de espacio llevó a la anexión de la capilla de los jesuitas: las colecciones paganas y cristianas se separaron arbitrariamente. La creación de una institución museística adaptada reunió todas las colecciones en 1995 dentro del Museo de Antigüedades de l'Arles.

Museo Arqueológico de Arles hoy

Lo emocionante de esta región alrededor del delta del Ródano es que sigue arrojando nuevos descubrimientos. Una de las exhibiciones estrella del museo se encontró en 2008, justo al otro lado del río.

En 2016, el Musée Arles Antique se convirtió en uno de los 20 museos de Francia en recibir una codiciada tercera estrella en la Guía Michelin.

El Musée Arles Antique está dominado por artefactos romanos, pero también tiene cerámicas, joyas, herramientas y armas de la era pagana, neolítica, que se remonta al 2500 aC. También están representados los griegos y los primeros cristianos.

En el interior de los amplios espacios expositivos se exponen las colecciones permanentes y temporales ordenadas cronológicamente y temáticamente.

Como es habitual en los museos franceses, la mayor parte de la información y la señalización está solo en francés, excepto en la nueva ampliación de la barcaza Arles Rhône 3, que tiene carteles en italiano e inglés.

El museo organiza visitas guiadas temáticas, conferencias, actuaciones, clases y talleres durante todo el año.

Cómo llegar al Museo Arqueológico de Arles

El museo está construido cerca de las ruinas del circo romano de Arles y el río Ródano, a 20 minutos a pie del centro de Arles. Hay un autobús lanzadera gratuito (ruta Navia A) que pasa cada media hora.

Hay mucho estacionamiento alrededor del museo, incluidas áreas de estacionamiento gratuito y un punto de recarga para autos eléctricos. La concurrida carretera N113 que conduce al este desde Arles pasa cerca, por la salida n. ° 5.


& # 8220Dormitorio en Arles & # 8221 de Vincent van Gogh

& # 8220Bedroom in Arles & # 8221 de Vincent van Gogh describe tres pinturas similares del pintor postimpresionista holandés creado entre 1888 & # 8211 1889.

El título de Van Gogh para esta composición era simplemente & # 8220El dormitorio & # 8221. Hay tres versiones, fácilmente distinguibles entre sí por las imágenes de la pared de la derecha.

Van Gogh representó su habitación en 2, Place Lamartine en Arles, Bouches-du-Rhône, Francia, conocida como la Casa Amarilla.

La puerta abierta conduce al piso superior y la escalera. La puerta cerrada era para la habitación de invitados que tenía preparada para Gauguin.

La ventana daba a Place Lamartine y sus jardines públicos. El dormitorio no era rectangular sino trapezoidal, por lo que ninguna pared estaba en ángulo recto con ninguna otra pared.

Esta realidad puede haber contribuido a la energía e inestabilidad de la imagen, que se ve acentuada por la prominente perspectiva en retroceso.

Van Gogh inició la primera versión en octubre de 1888. En una carta, explicó que la pintura había salido de una enfermedad que lo dejó postrado en cama durante días.

Van Gogh explicó sus objetivos a su hermano Theo:

& # 8220 Esta vez simplemente reproduce mi dormitorio, pero el color debe ser abundante en esta parte, su simplificación agregando un rango de grandeza al estilo aplicado a los objetos, llegando a sugerir cierto descanso o sueño.

Bueno, he pensado que al mirar la composición dejamos de pensar e imaginar. He pintado las paredes de un violeta pálido. El suelo con material a cuadros.

La cama de madera y las sillas, amarillas como la hierba frescar la sábana y las almohadas, verde limón claro. La colcha, de color escarlata. La ventana, verde.

El lavabo, naranja y el tanque, azul. Las puertas, lila. Y eso es todo. No hay nada más en esta habitación con las contraventanas cerradas.

& # 8220Los muebles cuadrados deben expresar también un reposo inquebrantable, los retratos en la pared, el espejo, la botella y algunos disfraces.

No se ha aplicado el color blanco a la imagen, por lo que su marco será el blanco, con el objetivo de igualarme con el descanso obligatorio recomendado para mí.

No he representado ningún tipo de sombra o sombra, solo he aplicado colores simples y lisos, como los de las crepas. & # 8221

Art Institute of Chicago & # 8211 segunda versión

La primera versión de la pintura en el Museo Van Gogh tiene en la pared miniaturas de Van Gogh y retratos de sus amigos Eugène Boch y Paul-Eugène Milliet.

El retrato de Eugène Boch se llama El poeta, y el retrato de Paul Eugène Milliet se llama El amante.

Van Gogh había decorado él mismo la habitación con muebles sencillos y su trabajo en la pared. Los colores brillantes tenían que expresar & # 8220absolute peace & # 8221 o & # 8220sleep & # 8221. Partes de la pintura se han decolorado con el tiempo, por lo que las paredes y las puertas inicialmente no eran azules sino violetas.

Esta segunda versión de & # 8220The Bedroom & # 8221 fue creada en septiembre de 1889, tenía el mismo tamaño y se exhibe en el Art Institute of Chicago. Esta versión tiene el autorretrato de Gogh en el pozo con otro retrato no identificado.

En el mismo mes, Van Gogh decidió rehacer varias de sus composiciones & # 8220best & # 8221 en un tamaño más pequeño para su madre y su hermana Wil. & # 8220The Bedroom & # 8221 fue una de las pinturas que eligió.

Esta versión más pequeña (57,5 x 74 cm) se exhibe en el Musée d & # 8217Orsay, París. Esta versión también tiene el autorretrato de Van Gogh. El otro retrato no se puede vincular con certeza a ninguna pintura existente de Van Gogh.

Musée d & # 8217Orsay & # 8211 la tercera versión

Van Gogh le había escrito a su hermano diciéndole que pintó a propósito el interior & # 8220flat & # 8221 sin sombras para que pareciera impresiones japonesas. Van Gogh estaba encantado con el resultado:

& # 8220Cuando volví a ver mis lienzos después de mi enfermedad, pensé que el dormitorio era el mejor. & # 8221

También hay dos bocetos de & # 8220The Bedroom & # 8221 de cartas que envió a su hermano en sus cartas.

Boceto de una carta a Theo & # 8211 Museo Van Gogh


Museo Departamental de Antigüedades de Arles

El Museo Departamental de Antigüedades de Arles, denominado “museo azul”, presenta las colecciones arqueológicas de Arles y su territorio, desde el Neolítico hasta finales de la Antigüedad tardía.

Los edificios contemporáneos, diseñados por el arquitecto Henri Ciriani y ubicados en la Presqu'île du Cirque Romain, proporcionan una museografía clara y estética en los grandes espacios abiertos necesarios para la impresionante colección de la ciudad.

En el interior, puede caminar libremente por los amplios espacios expositivos y descubrir las colecciones permanentes y temporales ordenadas por orden cronológico y temático. El amplio espacio le permite admirar la antigua barcaza de 31 metros de largo descubierta enterrada en el Ródano en 2004.

Una visita al Museo Departamental de Antigüedades de Arles proporciona una visión global e informativa de la historia de la ciudad romana (su sociedad, arquitectura, vida cotidiana) y es un valioso complemento para el recorrido por los grandes monumentos de la ciudad.

El museo organiza visitas guiadas temáticas, conferencias, actuaciones, clases y talleres durante todo el año.

Para el placer de los mayores y de los jóvenes, el Hortus, el jardín de inspiración romana del museo, cuenta con un parque infantil y áreas temáticas que le ayudarán a conocer más sobre la civilización romana. Los kits de juego están disponibles de forma gratuita en la recepción del museo.

Musée Arles Antique, el museo azul

Vista aérea del Museo de Antigüedades de Arles ubicado en la Presqu'île du Cirque Romain

antigua barcaza de 31 metros de largo, Museo Departamental de Antigüedades de Arles

Actividades educativas del museo

Mosaico del Museo de Antigüedades de Arles

Paseo y jardines del museo

Musée Départemental Arles Antique - Presqu'île du cirque romain - 13200 Arles


Arles Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO

Después de Roma, ¡aquí está Arles! Los monumentos del patrimonio romano de Arles son únicos, aparecen en cada esquina anfiteatro, teatro romano, baños de Constantino, criptoportico, claustro, el cementerio de Alyscamps… Todo el centro histórico de la ciudad está catalogado por La UNESCO como parte de nuestro patrimonio mundial.

Los museos de Arles, verdaderos escaparates, bien merecen una visita: el Museo arqueológico de Arles (antiguo Musée de l'Arles), exhibe, en un edificio contemporáneo, las colecciones arqueológicas de la ciudad, el Museo de Bellas Artes de Réattu está ubicado en el antiguo Gran Priorato de los Caballeros de Malta, el "museo de la Camarga", ilustra las relaciones entre el hombre y la naturaleza, tal como se describe a través de actividades específicas del delta del río Ródano, desde el siglo XIX hasta la actualidad. los Fundación Arles Vincent Van Gogh rinde homenaje al maestro holandés y a los principales artistas contemporáneos ...

¡Para descubrir Arles, diríjase a la Oficina de Turismo!

Allí puede adquirir el "Pase una ventaja ", (válido por 6 meses para visitar 6 monumentos y 3 museos) o el “Pass Liberté (válido por 1 mes para visitar 4 monumentos, 1 museo y el Museo de Bellas Artes de Réattu).

También puede encontrar allí consejos para su estancia, visitas temáticas para todo tipo de visitantes, sus entradas para las actividades programadas, información sobre cómo utilizar la aplicación móvil. Arlestour ...


Arles, Francia: Ciudad de los romanos

Ampliamente conocido como la inspiración artística de Vincent Van Gogh, Arles capturó mi imaginación mientras paseaba por sus calles sinuosas admirando edificios medievales bien conservados y otros sitios históricos a cada paso. Pero entre las escenas más intrigantes de esta ciudad de la Provenza se encuentran las de las antiguas ruinas romanas y los monumentos románicos que datan del siglo I a.C. que forman la base de la designación de la ciudad como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Los romanos amaban la ciudad de Arles y la convirtieron en la segunda ciudad más grande después de Roma. Incluso hoy en día, se siguen encontrando pruebas de su prolífico edificio en descubrimientos arqueológicos, lo que a menudo retrasa las nuevas construcciones a medida que los expertos examinan los hallazgos.

El anfiteatro romano (Arena de Arles)

En la antigüedad, los gladiadores luchaban a muerte y los carros corrían ante una multitud de 20.000 espectadores en el imponente anfiteatro romano de Arles de dos niveles, inspirado en el Coliseo de Roma.

Anfiteatro romano de Arles

La impresionante arquitectura de los pasillos arqueados por donde entraba la gente (que se muestra a continuación) me dio una sensación inquietante al saber la violencia que vitoreaban por dentro.

Entradas arqueadas para espectadores al anfiteatro romano.

Mirando hacia el interior del anfiteatro romano

Para los estudiantes de la foto de abajo, el "entrenamiento de gladiadores" está dando vida a la historia, especialmente con su instructor vestido con auténtica vestimenta en el centro.

Los estudiantes aprenden técnicas de gladiadores en el anfiteatro romano.

La yuxtaposición del anfiteatro con la arquitectura antigua, pero aún mucho más nueva, al otro lado de una calle estrecha crea un efecto dramático por la noche.

Arena romana y calle tranquila en Arles por la noche

Con la caída del Imperio Romano en el siglo V, la arena se transformó en una fortaleza con cuatro torres para proteger a la población. En el centro se cerraron 200 casas con una plaza pública y dos capillas. A finales del siglo XVIII, la función de la arena cambió a la de monumento histórico nacional.

Hay fuertes lazos españoles en la región de Provenza y aquí se celebran corridas de toros desde finales de la primavera hasta principios del otoño. La arena también se utiliza para conciertos.

El Teatro Romano

El teatro romano también se remonta al siglo I a.C. Mayo de las reliquias excavadas en el teatro se encuentran en el Museo Arqueológico de Arles, pero la pieza más famosa, la Venus d’Arles, está en el Louvre. Gran parte de la piedra original del teatro se eliminó y se usó para otras construcciones a lo largo de los siglos, pero quedan dos columnas, bancos para espectadores y pisos de mármol.

Los Cryptoporticos

Los Cryptoporticos en forma de U son galerías subterráneas construidas en 30-20 a. C. formando la base del antiguo foro.

Los criptoporticos de Arles

Partes del foro y las columnas n. ° 8217 todavía se pueden ver en la fachada de un edificio (abajo a la izquierda) en la Place du Forum. Otras secciones (algunas en la foto de arriba al final del corredor) están en los Cryptoporticos. Hoy, el Ayuntamiento (que proporciona la entrada a los Criptopórticos) y la Capilla del Colegio de los Jesuitas se encuentran encima de la fundación.

Fachada parcial del antiguo foro romano y escalones que conducen a los Cryptoporticos

La Iglesia de San Trophime

Arles continuó prosperando durante siglos después de los romanos, como se puede ver en otros sitios históricos reconocidos por la designación de la UNESCO. La Iglesia de San Trófimo y su claustro, construido en el siglo XII, se consideran obras maestras de la arquitectura románica. Hoy en día, el claustro se utiliza para eventos especiales, incluida la feria internacional de fabricantes de santones que muestra el arte y la artesanía de santones, (& # 8220little saints & # 8221), figuras importantes de las tradiciones navideñas en la Provenza.

Otros sitios reconocidos en la designación de Arles por la UNESCO son los baños romanos, las murallas y el cementerio de Les Alyscamps.


Información adicional

Arles, el municipio más grande de Francia en términos de superficie, se encuentra en Provenza-Alpes-Costa Azul, en el corazón del departamento de Bouches-du-Rhône. Importante ciudad turística, se encuentra a unos treinta kilómetros de Nîmes, en la histórica Camarga.

Etiquetada como Ciudad de Arte e Historia, Arles fue en la Edad del Hierro una de las principales ciudades del país antes de convertirse en un sitio importante de la Galia romana bajo Julio César. Anexada a Francia desde el siglo XVI, la ciudad ha ido evolucionando a lo largo de los siglos. Una ciudad vitivinícola, Arles se orienta hoy principalmente hacia el turismo y la fotografía, revelando a sus visitantes un importante patrimonio histórico y antiguo, parte del cual está clasificado como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Animada, la ciudad de la Camarga también es apreciada por su intensa y muy desarrollada vida cultural que propone eventos durante todo el año. Unido a sus tradiciones provenzales y camarguenses, el pueblo de Arles sigue conservando algunas producciones antiguas como los santones para belenes. Algunas AOC dan testimonio de la riqueza de su gastronomía, como el toro de Camargue apreciado en las gardianes o el aceite de oliva del Baux de Provence y el arroz de Camargue.


"El significado de la vida es encontrar tu regalo. El propósito de la vida es regalarlo".

My Art trata de inspirar a las personas a hacer del mundo un lugar mejor. La creatividad es mucho más una actitud que un saber hacer.

Cuando Francois Rabelais escribió: & # 8220Science sans conscience n'est que ruine de l'ame & # 8221, quiso decir que la ciencia sin conciencia de los posibles efectos adversos de su aplicación es la ruina del alma. Esto también es cierto para el arte y la creación en sí misma es un desperdicio de energía.

La obra de un artista debe alimentarse de 2 corrientes complementarias:

Un flujo estético y creativo mediante el cual el artista realmente crea. En este acto de creación, el artista permite que algo más grande que él se exprese a través de él.

Una espiritual, religiosa o social, a través de la cual el artista aprovecha esta corriente creativa para servir a la comunidad que lo apoya.

Mi trabajo se inspira principalmente en las artes de la Roma clásica y el Renacimiento europeo. El budismo zen y el concepto de & # 8220Do & # 8221 omnipresente en las culturas orientales son la contraparte espiritual de estas influencias estéticas.

Creo para compartir mis pasiones y hacer que las personas se den cuenta de que tienen lo que se necesita para ser creativo en todos los dominios. Si tiene la actitud, adquirirá los conocimientos técnicos. Después de años de experimentación y trabajo con grandes maestros, quiero compartir lo que he aprendido e investigado para inspirar a otros a dar lo mejor de sí mismos.


Qué encontrarás en este artículo:

Como tantos jóvenes australianos de mi época, mi primer gran viaje al extranjero fue a Europa. A mediados de los 80 compré una mochila y una Eurail pase, luego voló a Londres con una novia. Tuvimos 4 meses para ver todo lo que pudiéramos.

Recientemente, continuando nuestro viaje por Francia, me encontré volviendo a visitar algunos lugares de mi primer viaje en el sur de Francia Hace más de 30 años. Lo llevaremos a algunos sitios históricos y naturales más interesantes, y compartiré mi experiencia personal y la respuesta a varios de ellos, la segunda vez.

Arles

El Teatro Romano en la ciudad vieja de Arles es una parte importante de su listado del Patrimonio Mundial de la UNESCO.

Tenía muchas ganas de ver el Patrimonio de la Humanidad de Arles de nuevo. Juergen también estaba interesado, como nunca lo había estado. En los años 80, llegué en tren, con una lista detallada de dónde ir y qué ver. La lista la había proporcionado un buen amigo y colega profesor. Había vivido y enseñado en Arles poco antes de mi viaje. Quería que experimentara algunos de sus lugares favoritos y que regresara con buenos recuerdos que pudiéramos compartir.

Esta vez, nos dirigimos directamente a la ciudad vieja y aparcamos justo fuera de los muros, o donde antes habían estado los muros, ya que no queda mucho de ellos, en las orillas del Ródano. Estaba ansioso por ver si reconocía algo de esa otra visita, hace media vida.

La ciudad vieja de Arles es un gran lugar para pasear. Es casi seguro que se topará con los sitios importantes, que lo incluyeron en la lista de la UNESCO:

  • Teatro romano, arena y criptoportico del 1 a. C.
  • Termas romanas y cementerio del 4 d.C.
  • Iglesia y claustro románicos de Saint-Trophime del 11 & # 038 12 d.C.

El claustro románico de Saint-Trophime, iniciado en el siglo XII, es uno de los monumentos importantes en la lista del Patrimonio Mundial de Arles.

Arles es un buen ejemplo de la adaptación de una ciudad antigua a la civilización europea medieval.
Fuente: Listado del Patrimonio Mundial de la UNESCO

El casco antiguo de Arles, declarado Patrimonio de la Humanidad, muestra su historia en cada calle, con lo antiguo y lo nuevo uno al lado del otro. Observe el nuevo edificio con fachada de vidrio, incorporando una entrada antigua.

Cuando pasee por las calles y callejones de la ciudad vieja, también percibirá la atmósfera de una ciudad histórica con una vida real en la actualidad. Desde que visitamos a fines de otoño, muchos de los cafés y restaurantes al aire libre estaban cerrados durante la temporada. Pero los que estaban abiertos, atendían principalmente a las personas que vivían allí. Las casas muestran su edad, pero a menudo tienen contraventanas de colores y plantas para alegrar su apariencia. Es obvio que la gente real vive en la ciudad vieja de Arles.

Arles también tiene varios museos. Nosotros fuimos a Museo Arqueológico de Arles. Tiene una impresionante colección de antigüedades, incluida una barcaza romana descubierta en el lecho del río Ródano en 2004. ¡Levantarla requirió años de estudio in situ y cerca de 50 especialistas para levantarla y preservarla! Puede ver un video informativo de este minucioso proceso en el museo.

El sitio de Arles, declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, tiene un impresionante anfiteatro. Desafortunadamente, el interior estaba siendo renovado cuando estuvimos allí esta vez.

Visite el Museo Arqueológico de Arles para ver esta barcaza romana, que fue descubierta en 2004. Había permanecido en el lecho del Ródano durante siglos, antes de ser cuidadosamente levantada y restaurada.

También en el Museo Arqueológico de Arles, se encuentra esta colección de sarcófagos tallados, de la época romana.

Recomendamos el Oficina de información turística de Arles la mayoría del personal habla inglés y está bien informado y es servicial. Hay varias opciones de pases para visitar los monumentos y museos. Se necesita un poco de ejercicio, pero es mucho más barato que pagar una entrada individual a cada uno de ellos. Puedes comprarlos en la oficina de turismo, online o en el primer monumento o museo que visites. Nos ayudaron a decidir qué opción se adaptaba mejor a lo que queríamos ver, en el tiempo que teníamos.

Impresiones - mi segunda vez en Arles

Me gustó mucho estar en la ciudad vieja de Arles. Había poca gente y era tranquilo, y podíamos vagar a voluntad, tomando fotos de casas interesantes y pequeños pasajes, así como de los principales lugares de interés. No parecía haber cambiado mucho desde mi primera visita. Pero, era a finales de noviembre, y nos dijeron que en verano está absolutamente abarrotado de turistas, estos días.

Actividades recomendadas alrededor de Arles:

Les Baux de Provence

"Un pequeño pueblo que parece excavado en la cima de una colina". Esta fue la descripción de mi amiga, quien insistió en que alquilara un auto y visitara Les Baux. Era uno de sus lugares favoritos para los viajes de fin de semana, cuando vivía en Arles.

Una típica escena callejera en la pequeña ciudad fortificada de Les Baux. Observe la ciudadela al fondo, que se encuentra en el punto más alto.

Por supuesto que quería volver a conducir allí. Recordé el campo con cimas blancas, rocosas y de piedra caliza. Puedes ver el pueblo a lo lejos, pero se funde con el paisaje. Les Baux es una ciudad fortificada, con una ciudadela en el terreno más alto. Llegamos alrededor de las 4.30 y decidimos que sería bueno caminar hasta la ciudad, encontrar un café y quizás echar un vistazo, antes de buscar un lugar para estacionar por la noche. No es una subida ardua, pero es todo cuesta arriba, primero en la carretera y luego por las escaleras.

El pueblo es bastante pequeño, con calles muy estrechas. Decidimos no explorar el Ciudadela - Era tarde en el día, tenía una tarifa de entrada y habíamos visto muchos castillos desde que regresamos a Europa. Nuestra búsqueda de un café abierto fue infructuosa y en una hora estábamos de vuelta en Bertita conduciendo a un lugar cercano para pasar la noche.

Pasamos la noche en un estacionamiento, justo debajo de las Carrieres de Lumieres en Les Baux. Detrás de Bertita se puede ver Sculptures des Baux, una colección de extrañas esculturas entre el paisaje rocoso.

El estacionamiento estaba al lado de las antiguas canteras de piedra caliza, que ahora tienen una nueva vida como Carrieres de Lumieres - Canteras de luces. Uno de nuestros seguidores franceses en Facebook había recomendado este lugar y estamos muy agradecidos.

Las antiguas canteras se han transformado en un espectáculo de luz y sonido basado en el arte. Al día siguiente fuimos por la experiencia. Es un poco difícil de describir, pero las paredes de la cantera se utilizan como pantallas y, al pasear por las "habitaciones", las imágenes, a menudo animadas, cambian. Todo listo con una música increíble. Había 2 espectáculos programados cuando estuvimos allí. Se repiten constantemente y puedes quedarte todo el tiempo que quieras. Los 2 programas que vimos fueron:

  • Picasso y los maestros españoles, utilizando la obra de arte de los artistas y ambientada en música clásica
  • Flower Power - Cultura pop, la música y los símbolos de los años 60, un breve espectáculo

Ambos nos impresionaron. Estuvimos 2 sesiones de cada uno.

Carrieres de Lumieres en Les Baux. Así es la cantera entre espectáculos.

Picasso y los maestros españoles en Carrieres de Lumieres en Les Baux. Esta es la misma sección de la antigua cantera que se muestra en la primera imagen.

Entre Arles y Les Baux, puede hacer una parada para visitar el Abadía de Montmajour. Solo nos detuvimos para fotografiar el exterior. Poco a poco estamos aprendiendo que no podemos detenernos a investigar todo lo que parece interesante. Europa tiene una concentración mucho mayor de tales lugares de interés que la que experimentamos en América del Sur, pero solo tenemos 90 días para cruzar de un país que no pertenece al espacio Schengen al siguiente. (Esta vez fue del Reino Unido a Marruecos, a través de Bélgica y Alemania).

Flower Power - Pop Culture en Carrieres de Lumieres en Les Baux: una presentación de medios de 10 minutos garantizada para estimular una respuesta nostálgica en cualquier persona de nuestra edad y mayores.

Impresiones - mi segunda vez en Les Baux

Me decepcionó mi experiencia. Recordé una ciudad vibrante, llena de gente que vivía sus vidas. Había restaurantes y cafés y algunas tiendas para turistas. Esta vez los únicos negocios abiertos fueron las tiendas para turistas. La mayoría de los restaurantes y cafés estaban cerrados durante la temporada. Los que todavía estaban en funcionamiento se cerraron por el día a las 4.30. También tuve la sensación de que ya nadie vivía realmente allí. Que la ciudad era en realidad una atracción turística, esperando el próximo autobús lleno. Ya no se destaca como un lugar de visita obligada para mí. Hay muchas otras ciudades fortificadas más interesantes, como Perouges, por ejemplo. Pero las Carrieres de Lumieres [sitio web oficial] ciertamente hicieron que la visita valiera la pena.

La Camargue

El otro lugar favorito de mi amigo para visitar los fines de semana era la camarga: humedales con vaqueros en caballos blancos. En ese entonces, ella también sugirió tomar un auto de alquiler desde Arles para conducir hasta la Camarga, así que entramos y salimos un día.

Esta vez condujimos allí en Bertita, y me quedé unos días en un lugar encantador. Estábamos justo en el agua, con muchas aves, incluidos los famosos flamencos. Era un lugar muy relajante y hermoso para estar. Una vez más, les recordaré que era casi invierno. Imagino que el verano sería mucho más ajetreado.

Los humedales son lugares hermosos para ver la puesta de sol. El reflejo en las aguas de la Camarga crea una hermosa imagen del atardecer, con los omnipresentes flamencos.

La Camarga es el delta del Ródano, compuesto por 20.000 hectáreas de humedales, marismas, tierras de cultivo y matorrales. Incluye el Reserva natural de la Camarga y otras áreas protegidas. Esta encendido la lista tentativa para el reconocimiento como Patrimonio de la Humanidad, y fue el primer humedal francés de importancia internacional declarado bajo el Convención de Ramsar. Es un hábitat muy importante para las aves, incluido el flamenco mayor para algunas de ellas, este es su único lugar de anidación en Francia. También hay muchas aves migratorias, que pasan el invierno aquí.

Los caballos blancos de la Camarga son autóctonos de este entorno acuático y una de las razas de caballos más antiguas del mundo, habiendo vivido en la Camarga durante miles de años. Curiosamente, los potros nacen oscuros, algunos casi negros, y se desvanecen al color claro a medida que maduran. Tradicionalmente son montados por los "Gardiens" - Los únicos vaqueros de Europa.

Los vaqueros de la Camarga: un Gardien sobre un caballo Carmargue en las aguas, con flamencos como telón de fondo. Esta es la esencia de La Camargue. Desafortunadamente, no tomamos la foto.

Invierno en la Camarga: cuando no están rodeadas de agua, las carreteras estrechas suelen estar bordeadas de árboles como esta.

Impresiones - mi segunda vez en la Camargue

Los humedales son lugares maravillosos para pasar el tiempo. Mi primera visita fue demasiado apresurada. Realmente no puedes apreciar lo grande y lo especial que es la Camarga, en un viaje por la tarde desde Arles. Tengo pocos recuerdos distintivos de esa visita. Esta vez, me fui con la impresión de que este humedal muy importante está siendo bien administrado y estará aquí para que las generaciones futuras lo experimenten con un asombro similar.

Si solo tiene un tiempo limitado para la Camarga, es posible que le interese esta publicación de blog, que describe lo que verá durante un recorrido en jeep por la Camarga [en alemán w. Botón de traducción]. Puedes reservar este tour aquí.

¿Cómo planificamos esta ruta por Francia?

Bueno, con nuestra confianza DK Eyewitness Travel Guide Francia por supuesto, y un mapa de papel de Marco Polo. Sin este libro, podríamos haber perdido mucha información valiosa sobre estos lugares a lo largo de nuestra ruta.

[Enlaces de afiliados a Amazon]

Aigues Mortes

Hay muy pocas áreas urbanas en la Camarga, Les Saintes-Maries de la Mer siendo el pueblo principal de la zona. Pasamos para comprar, pero no nos quedamos. En cambio, nos dirigimos a la ciudad medieval fortificada de Aigues Mortes. Su nombre significa "agua muerta" porque la ciudad está rodeada por las marismas saladas del delta del Ródano.

Justo a las afueras de Aigues Mortes encontrarás esta torre. Construido en el siglo XIII y restaurado en el XIX, fue una vez una parte estratégica de las defensas de la ciudad fortificada. El único acceso por carretera a través de la Camarga pasaba por esta puerta.

Una vista impresionante de la Camarga, desde lo alto de la Torre Carbonniere, en las afueras de Aigues Mortes.

Pero primero visitamos el Torre Carbonniere . Una vez que formó parte de la defensa de Aigues Mortes, está rodeado por un pantano y se encuentra a horcajadas sobre una carretera que originalmente era la única ruta terrestre hacia la ciudad. Fue restaurado en el siglo XIX y ofrece una vista espléndida en todas las direcciones, si se sube a la cima. Las murallas de Aigues Mortes son impresionantes, pero en su interior no queda mucho de la época medieval. Aún así, es un lugar agradable para pasear.

Las murallas medievales de Aigues Mortes siguen siendo impresionantes.

Béziers y # 8211 Canal du Midi

Los 240Km Canal du Midi fue construido entre 1667 y 1681. Este Listado del Patrimonio Mundial hazaña de ingeniería se une al río Garona en Toulouse al Mediterráneo costa en Agde, conectando efectivamente el Atlántico con el Mediterráneo. A lo largo de su recorrido hay una gran cantidad de esclusas para compensar la diferencia de altura entre el río y el mar.

Como pasamos tiempo en los canales de Inglaterra con mi hermana, estamos interesados ​​en ellos. Así que, de camino a Carcasona, nos detuvimos fuera de Beziers para visitar el Esclusas de Fonserannes en el Midi Canal [video de YouTube]. Este tramo de cerraduras es una escalera, donde la puerta inferior de una cerradura es la puerta superior de la siguiente. Es una vista impresionante de ver. El canal se construyó para el transporte de mercancías, pero hoy en día solo se utiliza para embarcaciones de recreo.

Las esclusas de Fonserannes en el canal Midi, declarado Patrimonio de la Humanidad, a las afueras de la ciudad de Béziers: una impresionante escalera para subir o bajar barcos.

Carcasona

Aunque a más de 200 km de Arles, Carcasona era otro pueblo recomendado por mi amigo. Recuerdo que la primera vez fue algo difícil de alcanzar con conexiones de tren. Pero conducir nuestra propia casa móvil nos permite la ventaja de tomarnos nuestro tiempo, ir a casi cualquier lugar que queramos y detenernos en el camino para disfrutar de lugares interesantes.

Desde la distancia, la ciudad fortificada de Carcasona parece sacada de un cuento de hadas.

La ciudadela de Carcasona es una ciudad medieval perfectamente restaurada, y protegido por la UNESCO. Corona una escarpada orilla sobre el río Aude, una vista de cuento de hadas de torretas y murallas con vistas al Basse Ville debajo.
[de nuestra guía & # 8220DK Eyewitness Travel France & # 8221]

Así es exactamente como lo recordaba, como se describe en nuestra guía. I was really excited to see it again. It was one of my favourite memories from the South of France. We arrived late afternoon, and that was also the view we had – fairy-tale turrets and all – from our parking place. The next morning we climbed the ‘steep bank’ to reach the gate.

Inside the wall, there are many lovely buildings, some of them even original – well the stones, anyway. It defended the border between France and Aragon until 1659, when the treaty of the Pyrenees made its role redundant. The next couple of centuries weren’t kind to the walled city. It’s ultimate fate, little more than a stone quarry for other building projects in the area. It was ripe for demolition. Then along came Eugene Emmanuel Viollet-le-Duc in the 19 th century, and restoration began. It took more than 50 years and the result was about 30 per cent of what you see today. Saint Nazaire Basilica, inside the walled city, was also restored and is still functioning as a church.

Please click thumbnails below for a larger photo with description.

I am excited to be making a return visit to the World Heritage listed city of Carcassonne. This is the main entrance gate through the city wall. Inside the fortified city of Carcassonne, you will find the Basilica of Saints Nazarius and Celsus. This church is also restored, and we found it one of the most impressive sights of the city. Do you want an expensive memento of your visit? Then you can buy a castle with all the trimmings from this shop in the old city of Carcassonne. The UNESCO World Heritage site of Carcassonne is one of the most visited places in France. But not on the day we were there… Here you can line up to buy tickets for the guided tour of the citadel and the walls – the only way to visit these parts.

Impressions – my second time in Carcassonne

Many visitors are spellbound by Carcassone and mention it among the most beautiful cities in France . True, it is a perfectly restored medieval town. That fact, and the mass of tourist shops, cafes and restaurants, somehow diminishes my appreciation of this site. I imagine I was blissfully unaware of this fact in the mid-80s. We don’t have any castles in Australia, so any walls and turrets were always exciting for me. There are arguments for and against the restoration – and indeed the World Heritage listing. The links below will give you some idea of the controversy surrounding Carcassonne. It is still one of France’s most popular tourist sites, with both French and foreign visitors.

It is of exceptional importance by virtue of the restoration work carried out in the second half of the 19 th century by Viollet-le-Duc

Carcassonne, City of Stone from the New York Times written in 1997, the year Carcassonne received its World Heritage listing.

In fact, even now some purists sniff that what we see today is a 19th-century creation.

The [restoration] work came under criticism for its use of period-inaccurate materials but is today heralded as a worthy preservation of one of France’s most significant historical sites.

[…] the rebuilding of Carcassonne in the 19 th century embellished what already existed, it did not create something from nothing.

The UNESCO World Heritage site of Carcassonne has undergone extensive restoration work, beginning in the 19th century. On both towers you can clearly see the new stonework above the old, and also the addition of the controversial slate roof.

Carcasonne is popular with visitors. Here are some recommended activities:

Forteresse de Salses

After Carcassonne, we headed back to the coast and towards Spain. But we found an interesting place to overnight near an old fort. Once again, this was a small site that was included in our guide book. We spent a quiet night in the parking lot of a winery and went to visit the fort before we drove on the next day.

Forteresse de Salses stands at the old frontier between France and Spain. It is quite typical Spanish military architecture of the late 15 th century and was built to guard the narrow passage between the mountains and the lagoons of the Mediterranean at this point.

Forteresse de Salses: formerly guarded the old frontier between France and Spain. It was one of the first fortifications built to withstand and deflect cannon balls.

Côte Vermeille

For the final stage of our roadtrip through the South of France, we took the scenic coast road of Côte Vermeille, to the border with Spain. This is where the Pyrenees meet the Mediterranean. The views are certainly worth it.

Just one of the amazing views to be had from the scenic coast road of Cote Vermeille.

Summary: Time Changes Everything

I find myself pondering my different experiences of these sights, and wondering what the reason really is:
Is it that in over 30 years the sights have changed so much because of the increase in tourist activity?
Is it that my untravelled 30 year old self saw them from a different perspective than my older and more travelled self?

Since we came from South America to travel in Europe, I find myself looking at many of the main tourist attractions and seeing a ‘theme park’. I do wonder if it’s what tourists expect these days, or if I’m too nostalgic for the ‘good old days’.

I guess I just have to accept – all of the above.

As we drove around Beziers to visit the Fonserannes locks, we spotted the St Nazaire Cathedral, which dominates the city’s landscape.

That being said, I loved travelling the South of France the first time – and I also loved travelling the South of France this time. I much prefer travelling independently of the constraints of public transport, hotels and time. While we may have to travel a little faster than we’d like, because of the Schengen constraints, we really can stop wherever and whenever we please.

We really recommend a slow roadtrip through the South of France.

Por favor share this post on Pinterest to show your friends or to remember for later:

  • Facebook
  • Igual que
  • Gorjeo
  • Pinterest
  • LinkedIn
  • Digg
  • Del
  • Tumblr
  • VKontakte
  • Impresión
  • Correo electrónico
  • Flattr
  • Reddit
  • Buffer
  • Love This
  • Weibo
  • Pocket
  • Xing
  • Odnoklassniki
  • WhatsApp
  • Meneame
  • Blogger
  • Amazonas
  • Yahoo Mail
  • Gmail
  • AOL
  • Newsvine
  • HackerNews
  • Evernote
  • MySpace
  • Mail.ru
  • Viadeo
  • Línea
  • Flipboard
  • Comentarios
  • Yummly
  • SMS
  • Viber
  • Telegrama
  • Subscribe
  • Skype
  • Facebook Messenger
  • Kakao
  • LiveJournal
  • Yammer
  • Edgar
  • Fintel
  • Mezcla
  • Instapaper
  • Copy Link

dare2go's human navigator (we're not lost because there's nowhere particular we have to be) alongside our Nexus 7 tablet, writer and editor of our blog, first cook and loving wife. Teaching English as a second language when possible.

You may also like.

Medellín Walking Tour: Historic Tour with a Difference

The Rich Jesuit Legacy in Cordoba Province

Worth a Detour: the Jesuit Missions of the Chiquitos

5 Responses

for me France ist the most beautifull european country, breathtaking history

I do think it’s what the tourists expect. An express tour. See what you can in a short space of time, take some pictures, read a brochure, listen to an audio, buy a souvenir to prove you’ve been and move on to the next place. For this you need tourist offices, souvenir shops, viewing platforms etc. I understand from a preservation point of view because in general people can be disrespectful. But I would much prefer the good ol’ days. And maybe a local to walk me around and teach me the history. But especially no shops filled with plastic shit.

I’m with you on all of the above – especially the “shops filled with plastic shit”.

Yasha this post is beyond fabulous. I rarely think Roman Empire as France crosses my mind. How neat, to see such history. I need to visit and enjoy this magical region of France.

Thanks Ryan. You do need to visit this part of France – it has a lot to offer.

Deja una respuesta Cancelar respuesta

Hello & Welcome

Meet Yasha and Juergen. Our travel blog is atypical because we travel differently, not flying from one dream destination to the next. Our choice instead: to take it slowly, take side roads, discover places aside from the typical "bucket list" and guidebook highlights. We drive and live in our self-built overland camper, called [ "Berta" ] "Bertita" (little Berta since 2018 in Europe). You can read more on our "About Us" page.

We love sharing our impressions and knowledge gained along the way. You will find a wealth of information on our site, especially if you love road trips. So stay around and explore with us!

Guidebook for Bulgaria

We are busy planning September and October in Bulgaria, so our trusted guidebook is out almost every day. Our followers will know that we swear by the DK Eyewitness Travel Guides . All books are well organised and informative, with attractive photos and plans. The few hotel and restaurant listings are in a separate section.

Now we are relying on the DK Eyewitness Travel Guide BULGARIA to plan what we want to see in Bulgaria. Again, we find this a very good resource to research all sights in this country.


Introducción

‘Cultural heritage’ is a wide term that relates to objects, monuments or works of art inherited from the past, which are specific to a community or a society, and to which a given society attributes a ‘cultural value’ ( Throsby 2010, p. 106 ). Cultural heritage in general is not the mere transcription of the past, but a selection of it to which we attribute a value ( Le Boulanger 2013, p. 11 ). This means that heritage is not something given, that exists by itself, but it is an achievement. As was recognized by Smith “heritage is therefore ultimately a cultural practice involved in the construction and regulation of a range of values and understandings” ( Smith 2006, p. 11 ). The process of ‘heritagization’ of the past ( Sánchez-Carretero 2015, p. 12 ) is not always easy and sometimes there is a gap between those who, like the archaeologists, decide that something has to be considered as heritage and the wider society therefore the people does not always perceive what has been institutionalized as heritage.

The problem of making the archaeological heritage meaningful to the wider society, is even more relevant in the case of underwater archaeological heritage that, in most cases, is completely inaccessible to most of the people. In order to describe what underwater heritage is, we have to share the definition given by Forrest who noticed that “underwater cultural heritage is a confined category of ‘cultural heritage’” ( Forrest 2002, pp. 3-6 ).

Therefore, the main difference between underwater cultural heritage and cultural heritage in general is not given by a particular meaning or value, but only by the fact that underwater heritage has been partially or totally, periodically or continuously lying underwater (which means below the surface of the sea or of bodies of internal waters). The turning point for the discovery of the underwater environment, and for the development of underwater archaeology, came in the 1940s with the invention of the Self Contained Underwater Breathing Apparatus (SCUBA) diving system ( Bass 2011, p. 5 ). With the development of the SCUBA diving techniques, from the 1950s, the first underwater archaeological campaigns started to be carried out ( Ruppé & Barstad 2002, pp. 3-4 ).

One of the key issues regarding underwater archaeology is how to make it accessible to the public ( Davidde 2004 ). The work carried out by the team of the Departmental Museum of Arles in Southern France (PACA Region), offers food for thought on the possibility of communicating to the wider society the existence of underwater heritage and of archaeological heritage in general. In fact, as from the 1980s, important archaeological remains were found in the murky and dangerous waters of the Rhone river, near the city of Arles: it was impossible to think about en el lugar musealization of the site ( Kunzig 2014, pp. 92-93 ). Through the presentation of the case of Arles, this paper aims to investigate the problems pertaining to the communication of archaeological heritage to the wider society.

This paper is the result of a three-year PhD research on issues related to the management of underwater heritage in the Mediterranean context the data presented were collected through field studies. In order to collect the necessary data, unstructured interviews were carried out with people working in the Departmental Museum of Ancient Arles, and surveys were carried out among the citizens of Arles.


Arles and Avignon: UNESCO Treasures of Provence, France

Catherine is a travel enthusiast with a lifelong passion for going places that began with extensive road trips throughout the United States and Canada with her parents. She’s always looking for the next getaway, close to home or far away. With a particular focus on North America and Europe, she most often travels with her husband/co-blogger (affectionately known on their blog as Mr. TWS). On Traveling with Sweeney, they aim to inspire others by sharing compelling photos and stories that highlight the best of destinations, food, wine, history, culture and the arts.

Nota del editor: In September, Catherine Sweeney will be teaming up with Je Suis. Paris to co-host a tour of the French capital for women. Check out this page for more on “A Boomer in Paris.”

What do popes, an ancient stone bridge and a Roman arena have in common? There are many possible answers—such as Rome—but after my recent trip to the Provence region of France, what comes to my mind are the UNESCO World Heritage Sites in the historic city centers of Arles and Avignon.

Arles: City of the Romans
Winding my way around the charming city center of Arles, famously known as creative inspiration for Vincent Van Gogh, I saw intriguing medieval buildings and other historic sites in every square and on every street. But among the most stunning scenes were those of the ancient Roman ruins, dating back to the 1st century B.C., which have earned Arles a UNESCO World Heritage Site inscription in recognition of its Roman and Romanesque monuments.

I was surprised to see this striking view (above) of the 1st-century-B.C. Roman arena and amphitheater from the window of my room at Hotel and Spa Calendal in Arles.

The juxtaposition of the arena with the old, yet much newer, architecture creates a dramatic effect, especially at night.

Gladiators fought to the death and chariots raced before crowds of 20,000 spectators in the arena. The impressive architecture of the arched passageways where people entered gave me an eerie feeling knowing the violence they would have been cheering inside.

Did you know that there is bullfighting in France? During my Provence visit, I learned about the strong Spanish ties of the region, clearly illustrated in the bullfights (some to the death) still held at the Roman arena from late spring to early fall.

The Roman theater (above) also dates back to the 1st century B.C. Much of the theater’s original stone was removed and used for other construction in Arles over the centuries, but two columns, spectators’ benches and marble flooring remain. Many excavated relics from the theater are in the Arles Archaeological Museum, and the most famous piece, the Venus d’Arles, is in the Louvre.

I also went underground in the U-shaped Cryptoporticos, underground galleries built in 30-20 B.C. that formed the foundation of the ancient forum.

Parts of the forum’s columns can still be seen on the facade of a building (below left) on the Place du Forum. Other sections (some pictured above at the end of the corridor) are in the Cryptoporticos . Today, City Hall (which provides the entry to the Cryptoporticos) and the Chapel of the Jesuit College are located above the foundation.

Arles thrived for centuries after the Romans, as evidenced by other historic sites also acknowledged by UNESCO designation. The Church of St. Trophime and its cloister (shown below) were built in the 12th century and are considered to be masterpieces of Romanesque architecture. Today, the cloister is used for special events such as the international santon-makers fair which showcases the art and craft of santons, important elements of Christmas traditions in Provence.

Other sites contributing to Arles’s UNESCO designation are the ramparts, the Roman baths and the graveyard of Les Alyscamps (outside the city center), depicted in paintings by Van Gogh and Gaugin.

The Romans loved the city of Arles so much that they continued to build, growing Arles into the second largest city after Rome. So prolific was their building that ruins and evidence of early Roman civilization are still being discovered, often delaying new construction as archaeologists examine the new findings.

Avignon: City of the Popes
Most people associate popes with Rome. But a very important part of papal history lies in Avignon. I’d heard references to popes and Avignon, but I’d never really understood the significance. During my visit, I learned the fascinating story, which is key to Avignon’s designation as a UNESCO World Heritage Site.

In the 13th century, the King of France had a bitter feud with Pope Boniface VIII. On the death of Pope Boniface and, months later, the death of his successor, a Frenchman (Clement V) was elected and he chose to stay in France rather than move to Rome. During the 14th century (1309 to 1377), seven popes lived not in Rome but in the Palais des Papes (Palace of the Popes) in Avignon. As the city then became a major capital of the world, the population rose from about 5,000 to well over 30,000.

The largest Gothic palace (15,000 square meters) in Europe (surrounded by 4.5-km ramparts), the palace took 20 years to build during the papacies of Benedict XII and Clement VI. The 25 rooms open to the public include the private apartments of the pope and grand rooms for formal ceremonies and banquets. The adjacent Romanesque Cathedral of Notre Dame des Doms is also included in the UNESCO World Heritage inscription.

Below is one of my favorite scenes from inside the palace, in which I could imagine the popes sitting and gazing through the window at the Provençal countryside.

Completing the trio of sites included in the Avignon UNESCO World Heritage Site designation is Pont Saint-Bénézet, known as Pont d’Avignon. It was originally built with wood in the 12th century and rebuilt in stone in the 13th century. Repetitive flooding of the Rhône River continued to damage the bridge and now only four of the original 22 arches remain.

Although I hadn’t heard of it before this trip, there is a 15th century children’s song about dancing on the Pont d’Avignon that adds to the allure of the old bridge.

There are many reasons to visit the cities of Arles and Avignon, but the UNESCO sites are their crown jewels.


Ver el vídeo: Museo Arqueológico Nacional (Enero 2022).